Educar en los valores de la igualdad

Share

La pasada semana, los socialistas de Torremolinos celebramos la decimoquinta edición de nuestro querido premio Victoria Kent.victoria_kent Ese que concedemos desde hace años a mujeres que destacan en sus ámbitos, mujeres que, a través de su trabajo o labor, realizan un bien en pro de una sociedad más igualitaria.

Hay quién todavía se pregunta por qué en la actualidad se celebran actos como este. La respuesta es sencilla. Y es que sigue siendo necesario continuar reivindicando, sensibilizando y concienciando a la sociedad sobre el papel de las mujeres y la situación que aún padecen. Pero también es necesario valorar y reconocer  a tantas mujeres que de manera silenciosa trabajan por una sociedad de mayor igualdad y justicia.

Mujeres, todas ellas, que con su trabajo y compromiso, son ejemplos en el mundo profesional, social, cultural o político. Ejemplos de mujeres a quienes hemos querido  reconocer en actos como este y que se enfrentan aún a la realidad de una sociedad que no es capaz aún de acabar con el fantasma de la desigualdad.

Desde el comienzo de la lucha por los derechos de las mujeres hasta hoy, han sido muchos los pasos que se han dado hacia la igualdad, pero a pesar de ello, todavía nos queda mucho camino por andar. A pesar de que la igualdad formal y legal es una realidad en España y en la Unión Europea, estamos lejos todavía de alcanzar la igualdad real.

En países como el nuestro, mujeres y hombres no seremos iguales hasta que cambiemos nuestro comportamiento diario. Hasta que no pasemos a compartir las tareas domésticas, el cuidado de niños y personas dependientes. Pero además  hasta que no recibamos el mismo sueldo por realizar el mismo trabajo y acabemos con la lacra del maltrato.

Para que esto suceda, es fundamental el papel que juega la educación. Y es que la educación en pro de la igualdad y de valores es básica para que se produzcan estos cambios. La educación para preparar a los alumnos y alumnas para participar activamente y con equidad en la vida social y cultural. La educación también para la paz, la cooperación y la solidaridad.

De educación y de valores tienen mucho que decir las que han sido protagonistas del acto de este año, por eso traslado por esta vía, como ya hice en su presencia, nuestra felicitación y agradecimiento a Adelaida de la Calle, rectora de la Universidad de Málaga y galardonada en el año pasado y por supuesto a Rosa Hernández, gran merecedora del Victoria Kent. Tienen todo nuestro respeto y admiración por su labor y ejemplo.

Para quienes no la conozcáis, os dejo un extracto del currículum de Rosa: Catedrática de Geografía e Historia, esta profesora ya jubilada, tiene una gran trayectoria académica. Antes de estar cuarenta años en el instituto Los Manantiales, ostentando diferentes puestos, estuvo en Instituto Camilo José Cela de Campillos durante ocho años. Dentro de su experiencia docente, ha sido profesora de Geografía e Historia, pero también Jefa de Estudio y Vicerrectora. Sin dejar atrás su docencia en investigación y la formación que ha adquirido en todos estos años. Pero también ha destacado por su pasión por el arte, siendo directora de representaciones teatrales tanto en el instituto de Campillos como en el de Torremolinos. Y, además, siendo actriz con la Compañía de Teatro Neuquen en varias obras.

This entry was posted in José Ortiz and tagged , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *